Mapa de Valor Deloitte

Sección Iniciativa 2014, Opinión Experta, Programa MEM

Etiquetas: ,

mapa de valor

Publicado el 23 May, 2014 •

El Mapa de Valor (ValueMap™) es el marco de referencia que utilizamos para evaluar a las empresas que se encuentran en el proceso de selección para ser parte de “Las Mejores Empresas Mexicanas”. Éste fue realizado por Deloitte con base en la experiencia de muchos años y se basa en cuatro impulsores de generación de valor: crecimiento en ventas, margen operativo, eficiencia en la administración de activos, y, manejo de fortalezas y factores externos.

Para este programa, y con el apoyo de Banamex y el Tecnológico de Monterrey, se añadió un quinto impulsor:

Pilar Ruiz de Chávez, directora del programa “Las Mejores Empresas Mexicanas”, nos habló un poco más acerca de todo lo que conlleva el proceso de evaluación al que son sometidas las empresas que participan por el reconocimiento, una vez que han pasado a la Fase II.

Las empresas seleccionadas son apoyadas por un equipo de coaches de las tres instituciones promotoras para llenar un cuestionario de evaluación que cubre todos los impulsores del mapa de valor.

Una vez que este cuestionario es finalizado – con todas las evidencias correspondientes -, pasa a manos de un equipo de expertos del programa, residentes en Deloitte. Este Comité Técnico lee y analiza a fondo toda la información proporcionada por las empresas, categorizándolas, en principio, en 5 sectores principales: Comercio, Construcción, Manufactura, Servicios y Tecnología, Medios y Telecomunicaciones (TMT). Esta diferenciación permite identificar con mayor exactitud las particularidades de cada uno de éstos, así como su posicionamiento y nivel competitivo con respecto a empresas similares.

Una vez que las empresas han sido categorizadas por sector, a cada miembro del equipo de evaluación se le asigna aquel en el que tenga mayor experiencia. Un punto importante, es que todo el Comité Técnico se encuentra ubicado en lo que llamamos el “War Room”, de tal modo que se comparten las mejores prácticas identificadas en las empresas independientemente del sector; de este modo, se realiza una calibración entre todas las empresas participantes.

La evaluación tiene dos rubros: la gestión y el desempeño financiero. Para evaluar la gestión, se compara la información proporcionada por las empresas versus el “modelo de madurez” (serie de descripciones de prácticas empresariales), calificando sus prácticas como: limitadas, funcionales, buenas y extraordinarias; con esta información obtenemos el promedio del sector y lo comparamos uno a uno con las empresas participantes.

En el caso de la evaluación financiera, todas las empresas participantes nos proporcionan sus estados financieros auditados de los últimos tres años (resguardados con la mayor confidencialidad), con lo cual se obtienen una serie de indicadores clave, nuevamente considerando las diferencias en los sectores participantes.

Con respecto al Mapa de Valor y la revisión de su primer impulsor: crecimiento en ventas, se consideran dos factores principales: primero, el volumen, que va relacionado con los clientes, ¿qué haces con tus clientes actuales para desarrollarlos y retenerlos?, ¿cómo adquieres nuevos?, ¿cómo los segmentas?, ¿cómo manejas tu portafolio de productos?, ¿cómo se busca obtener ingresos adicionales a los relacionados al core del negocio?, ¿cómo se busca alinear la oferta con la demanda?, etc., y el segundo, el precio, que tiene que ver con el proceso de las empresas para fijarlos, considerando diferentes factores como por ejemplo, la elasticidad de la demanda, diferenciación por otros factores distintos al precio, manejo de promociones, fortaleza de la marca, etc.

El siguiente impulsor revisado es el margen operativo, cuyo objetivo es evaluar la capacidad que tienen las empresas de convertir toda la demanda de productos o servicios en utilidades. Básicamente se revisan las prácticas que afectan el estado de resultados: costo de ventas, gastos de venta, generales y administrativos e impuestos, identificando mejores prácticas como podrían ser: esquemas de servicios compartidos, desarrollo de proveedores y uso de materiales comunes, uso de canales de venta de menor costo, apalancamiento en tecnología para simplificar procesos y sus costos asociados, etc.

El tercer impulsor, eficiencia en la administración de activos, evalúa las prácticas relacionadas con el balance, considerando temas como inventarios, propiedades, plantas y equipo, cuentas por cobrar y cuentas por pagar. En este punto, por ejemplo, se evalúa cómo está su proceso de crédito, su manejo de inventarios; en términos generales, ¿cuál es la estrategia en relación al manejo de los diferentes activos? – según los beneficios o implicaciones en su organización -.

El cuarto impulsor, relacionado con el manejo de fortalezas y factores externos, busca medir la capacidad que tiene la empresa para desarrollarse en el futuro; dicho de otro modo, ¿qué está haciendo la empresa hoy, para existir mañana?. En este impulsor, hay tres puntos clave: El primero es contar con un modelo robusto de gobierno corporativo, el segundo tiene que ver con el proceso que siga la empresa para realizar su planeación estratégica, así como para ejecutarla y medir los resultados, y el tercero, con la identificación y administración de riesgos, buscando minimizar su impacto en caso de materializarse.

El último impulsor del mapa se enfoca en el tema de liderazgo y sustentabilidad. En términos de liderazgo, se evalúa todo lo que tiene que ver con la gente y su ciclo en la empresa, desde que los atraes hasta que eventualmente, si es el caso, dejan la organización. Por ello, involucra temas de entrenamiento, desarrollo, evaluación, reconocimiento, etc. En el caso de sustentabilidad, no se limita a prácticas sustentables de empresas productoras, sino que mide las estrategias y actividades para satisfacer las necesidades del presente sin comprometer el futuro.

Pilar Ruiz de Chávez, directora del programa, concluye comentando que es una evaluación integral de la empresa, donde se identifican las fortalezas y áreas de oportunidad y se comparan con otras empresas nacionales e internacionales del sector. Esta evaluación se le entrega sin costo a todas las empresas participantes que concluyen el proceso (independientemente de que sean reconocidas o no).

Escribe a mem@mejoresempresasmexicanas.com para más información.

Compártelo

Comentarios por Mapa de Valor Deloitte estan cerrados.